Herramientas para empapelar al detalle: Rodillo para juntas

El rodillo para juntas, también conocido como rodillo para empapelar, es una herramienta pequeña pero importante y no debe faltar en tu kit de accesorios. Ayuda a lograr una transición limpia entre las tiras de papel tapiz.

Sin embargo, no todos los rodillos para juntas son iguales y se puede elegir entre muchos diseños estándar. Dependiendo de la superficie del papel pintado necesitarás un tipo de rodillo u otro. Hay algunos consejos y trucos de uso que necesitas saber para lograr transiciones invisibles en las juntas y no dañar superficies de papel pintado delicadas o con estructuras.

¿Cómo se emplea el rodillo para juntas al empapelar?

Cuando se colocan dos tiras de papel pintado, normalmente se hacen borde con borde o, en otras palabras, junta con junta. El rodillo para juntas es útil para asegurarse de que los bordes están bien fijados a la pared y no se aprecian las juntas una vez que el papel está completamente seco. El rodillo presiona suavemente los bordes del papel tapiz. Esto también te permite detectar y rectificar cualquier desplazamiento leve. El objetivo es no acabar con juntas visibles o huecos antiestéticos y evitar cualquier superposición visible. El rodillo para juntas de papel pintado también puede ayudar a eliminar el exceso de aire cerca de los bordes, siempre y cuando la pasta adhesiva no esté completamente seca.

Si los bordes del papel pintado/juntas no se fijan, pudiera ser porque esas estén secos. En ese caso recomendamos volver a aplicar una pequeña cantidad de pasta adhesiva a los bordes interiores con una brocha fina y suavemente presionar los bordes contra la pared, alisándolos con un paño limpio. A continuación, repetir el proceso con el rodillo. Usar el paño para limpiar el exceso de pasta.

Tapete-Nahtroller

Partes del rodillo para juntas

Un rodillo para juntas consiste en un rodillo adjunto a un mango con marco en forma de L, galvanizado o de alambre de acero. Con estos modelos, el rollo se puede reemplazar fácilmente debido a su resistente mecanismo de encaje a presión. La longitud de la estructura de alambre puede variar, dependiendo del diseño. Otros modelos tienen un marco móvil con el rollo atornillado a dos brazos laterales.

El mango, que es corto, puede ser de plástico duro, materiales sintéticos o de madera. La elección del material del mango es una cuestión de preferencia personal. Sin embargo, también hay ventajas prácticas y funcionales asociadas a ciertos materiales. Los mangos de madera son cómodas de utilizar, resistentes y duran más que los de plástico, especialmente si se emplean con frecuencia. La superficie de madera está sellada, por lo que un mango de madera se puede limpiar tan fácilmente como uno de plástico, que puede estar disponible en colores diferentes. Algunas personas dicen que la madera es más agradable al tacto y ofrece mayor resistencia a la presión durante su uso. El mango de plástico es más ligero que el de madera y por lo tanto no resulta pesado. Sin embargo, una característica común de ambos diseños de mango es que su forma ergonómica y estructra los hacen muy fáciles de usar.

Los rollos están disponibles en goma dura, goma de poliuretano (PUR), esponja, material espumado o plástico duro para cubrir diferentes superficies de papel pintado. Con los materiales "duros" (tales como la goma dura, goma de PUR o plástico duro), el rollo puede ser liso, ondulado o con surcos. Se ofrecen tradicionalmente en negro, rojo, amarillo, blanco y beige, mientras que los rodillos de espuma por lo general vienen en tonos blancos o pastel. Los rollos suelen tener un ancho de 35, 40, 45 o 50 mm.

 

El rollo del rodillo para juntas puede ser cónico, en forma de barril o cilíndrico. Tanto el barril como el cónico son variaciones de la forma cilíndrica y dan lugar a pequeñas diferencias de aplicación del rodillo para juntas. Mientras que el rollo en forma de barril se expande uniformemente a ambos lados, el rollo cónico aumenta significativamente su radio solo por un lado.

 

Un rollo cónico ayuda a evitar que se empuje la pasta adhesiva desde el interior hasta el borde de la tira y más allá al presionar la junta. El rodillo cónico es también muy adecuado para alisar junta que sobresalgan.

 

Los rollos lisos o rollos hechos de espuma suave o goma esponjosa son la primera opción para papeles pintados con texturas y relieves sensibles. En particular, con respecto a los papeles pintados en relieve, sin embargo, se aplica la siguiente regla: menos presión es más, por lo que siempre se debe aplicar el rodillo suavemente.

 

Los rodillos para juntas son baratos y están disponibles en cualquier tienda de bricolaje, especializada en papel pintado, así como en línea.

 

Nahtroller-Tapeten

Limpiar el rodillo para juntas antes y después de emplearlo

Al empapelar, el rollo podría entrar en contacto con el exceso de pasta adhesiva que sobresale por los bordes. Esto no debería ser un problema con rollos de goma dura y plástico duro, porque se puede limpiar cualquier resto de pasta con un paño húmedo. Sin embargo, asegúrate de limpiar el rodillo con un paño seco antes de pasarlo de nuevo por el papel pintado. Para ahorrar tiempo, se deben reemplazar los rollos de espuma. Por lo tanto, es una buena idea siempre tener recambios a mano.

Poner especial cuidado en que el rollo no quede con pasta, ya que tendrá un efecto negativo en la superficie del papel pintado e impedirá que funcione correctamente. Más vale limpiar el rodillo unas cuantas veces, que molestarte por tu falta de cuidado cuando ya sea demasiado tarde. Lo mejor es mantener un paño sin pelusa o una base de plástico listos para cuando quieras soltar el rodillo y así no se ensucie innecesariamente durante el proceso de empapelado.

Solo las herramientas limpias y secas duran mucho y son efectivas. Por eso es necesario limpiar a fondo el rodillo para juntas de cualquier residuo de pasta y suciedad después de haber terminado el trabajo. Esto se aplica a todos sus partes (como rollo, marco y mango). Lo mejor es desechar los rollos de espuma o gomaespuma ya que se pueden recambiar a bajo costo. Secar todas las partes y almacenar el rodillo en un lugar seco. Los mangos de plástico de muchos rodillos también tienen un agujero, lo que permite colgar la herramienta para ahorrar espacio.

Usar rodillos para juntas intactos

Solamente un rodillo robusto e intacto cumple su propósito. Si el marco está suelto o se mueve de un lado a otro, es como si el rollo solo se pudiera mover con mucho esfuerzo y por lo tanto tendría un efecto perjudicial sobre el papel pintado. Los mangos dañados o rasgados no ofrecen resistencia, ceden con la presión y existe riesgo de lesión al usarlos. Antes de lastimarse, es mejor invertir en un nuevo rodillo para juntas o cambiar las partes defectuosas, si es posible.

 
 

Comentar

 

Los campos marcados con * son obligatorios.